Tres feminicidios en los estados de México, Guanajuato y Colima.2014

Juan Carlos Flores, Carlos García e Israel Dávila
Corresponsales
Periódico La Jornada
Jueves 23 de enero de 2014, p. 28

En días recientes tres mujeres fueron asesinadas en Colima, Guanajuato y estado de México; la primera a machetazos por su pareja sentimental, la segunda fue hallada con una herida en la cabeza y los pies atados, y la tercera fue decapitada.

Érika Yolanda Sandoval Mendoza, de 27 años, fue atacada el 18 de enero por su pareja, quien le propinó machetazos en el cuello y el rostro. El crimen fue perpetrado en la colonia Benito Juárez del municipio de Armería, Colima.

La presidenta de la comisión de equidad y género del Congreso local, la panista Gina Aracely Rocha Ramírez, demandó pedir a la Secretaría de Gobernación que emita alerta de género para la entidad.

En noviembre pasado, los diputados aprobaron un exhorto al gobernador Mario Anguiano para que hiciera dicha solicitud; sin embargo, el mandatario priísta se negó y alegó que el Instituto Colimense de la Mujer (ICM) es la dependencia facultada para ello.

¿Cuántas muertas quieren para reconocer que hay un grave problema y actúen para resolverlo?, preguntó Rocha Ramírez. En 2013 fueron ultimadas 14 mujeres en Colima, según el Observatorio Nacional delFeminicidio.

En la colonia Obregón, en el centro de León, Guanajuato, se encontró la mañana del lunes el cuerpo de una mujer con una herida en la cabeza, aunque no se ha determinado si fue producida con arma blanca o de fuego.

La Procuraduría General de Justicia del Estado informó que la occisa, no identificada, estaba envuelta en sábanas y una cortina de plástico y tenía los pies atados.

En lo que va del año se han perpetrado en el estado cuatrofeminicidios, según la organización no gubernamental Centro Las Libres; en 2013 se cometieron 73.

Verónica Cruz Sánchez, directora de la agrupación, consideró que el crimen tiene las características de unfeminicidio, y es resultado de la inacción del estado y la Federación para erradicar la violencia contra las mujeres.

En el municipio de Valle de Chalco, estado de México, fue hallado el cuerpo decapitado y con huellas de tortura de una joven de unos 20 años en la colonia Las Américas, a un costado del Canal General. Según el reporte de la policía, los asesinos dejaron un mensaje que decía “NegroArturo, vamos por ti y toda tu gente”.

En este contexto, el Congreso mexiquense aprobó por unanimidad reformas al Código Penal de la entidad para homologar la tipificación delfeminicidio con el marco jurídico federal y aumentó penas para algunos tipos de violación, por ser este delito el más frecuente contra las mujeres.

En el Código Penal se incluyó un capítulo sobre feminicidio, que hasta ahora era considerado un tipo de homicidio, y se aumentaron de cuatro a ocho las causales para que la muerte de una mujer entre en esta categoría y no sea considerado homicidio doloso. Elfeminicidio será sancionado con penas de 40 años hasta prisión vitalicia y multa de 700 a mil días de salario mínimo.

Por lo que respecta al delito de violación, las penalidades aumentarán cuando se cometa en un vehículo de transporte público de pasajeros, de personal, escolar u oficial. Además, se impondrá pena de tres a ocho años de prisión y multa de 500 a mil 500 días de salario mínimo a los servidores públicos que retarden o entorpezcan dolosamente la procuración de justicia.

 http://www.jornada.unam.mx/2014/01/23/estados/028n1est
Anuncios

Feminismos desde Abya Yala.Ideas y proposiciones de las mujeres de 607 pueblos en nuestra América. PDF. 2014

PDF: http://francescagargallo.files.wordpress.com/2014/01/francesca-gargallo-feminismos-desde-abya-yala-ene20141.pdf

Título:
Feminismos desde Abya Yala. Ideas y proposiciones de las mujeres de 607 pueblos en nuestra América

Autora:
Francesca Gargallo Celentani

Editorial Corte y Confección, Ciudad de México,
Primera edición digital, enero de 2014

Obra disponible en: http://francescagargallo.wordpress.com/

El texto de la presente obra corresponde a la edición venezolana.
La obra fue distinguida con Mención Honorífica
del Premio Libertador al Pensamiento Crítico, Venezuela, 2013

2012, 2013, 2014, Francesca Gargallo

Esta obra está bajo licencia Creative Commons
Atribución – No Comercial – Sin Derivadas 2.5 México
Los/as usuarios/as pueden copiarla, distribuirla
y comunicarla públicamente de acuerdo con esta licencia.

[Feminismos desde Abya Yala cuenta con ediciones varias en países y editoriales diferentes desde 2012]

Fotografía de la portada por Helena Scully, tomada en Colombia, 2010

ÍNDICE

Prólogo a la edición venezolana 9
Prólogo, por Horacio Cerutti-Guldberg 15

Introducción 17
La pregunta por los feminismos no occidentales de América Latina 17
En el reconocimiento de otras modernidades 23
Las mujeres de los pueblos indígenas para la comprensión histórica de América Latina 26
Mujeres y saberes, liberaciones plurales 28
Los límites de la modernidad emancipada para el feminismo en la historia
moderna de Abya Yala. A propósito de racismo y generación de conocimientos 33
Urgencia del reconocimiento de Modernidades coexistentes 38
Pobreza del desarrollo último de la modernidad emancipada 44

Capítulo 1
Rutas epistémicas de acercamiento a los feminismos y antifeminismos
de las intelectuales indígenas contemporáneas 46
El lugar de producción del pensamiento. Desde dónde reflexionamos 47
Abya Yala en Nuestra América 51
Grupos étnicos, pueblos, naciones 53
Diversas pensadoras indígenas 54
Hilar fino los hilos del saber occidental que se dice incluyente 57
¿Diálogos posibles? 58
La crítica al universalismo como tabú epistémico 62
Estética, filosofía, saberes y racismo 63
Matrices y formas de ser mujeres 66
Sujeto individual y sujeto colectivo 70
Religiones, dominación y colonialidad en la construcción
de los sistemas de género 73
Diferentes modos de ser mujeres y hombres. El entronque patriarcal 76
La misoginia como odio criminal de los hombres contra las mujeres
y como instrumento para romper con la solidaridad del grupo 78
Dualidad no es contraposición ni implica un sistema binario 80
Historias, explicaciones y mitos de mujeres… 82
Formas de organización y liberación de las mujeres de los pueblos originarios 90
Identidad nacional e identidad feminista 91
Violencia cotidiana de las pautas patriarcales 96
Hermandades de resistencia y otras extrañas realidades 98
Mujeres que se hacen de su vida 100
El dentro-fuera de las mujeres de los pueblos originarios contemporáneos 105
El feminismo de las indígenas para las jóvenes urbanas 106
El feminismo indígena como actividad: destejiendo el colonialismo interno 107

Capítulo 2
Formas, líneas e ideas de los feminismos indígenas 110
La existencia de teorías feministas indígenas para el feminismo académico 111
Feministas o activistas de los derechos humanos de las mujeres 115
De experiencias históricas, dobles escenarios y feminismos 117
Líneas del pensamiento feminista indígena 119
Diálogo entre feministas y revisión de las disciplinas 122
Las que no se llaman feministas 125
Las que viven una transición 136
Las que se reivindican feministas 146

Capítulo 3
Los feminismos comunitarios 151
Las feministas comunitarias xinkas 152
El Feminismo Comunitario de la Asamblea Feminista en Bolivia 169
Feminismo comunitario y ecofeminismo 186
Otras experiencias de feminismo comunitario 194

Capítulo 4
¿Qué hay entre las movilizaciones indígenas y las feministas? Una reflexión
sin conclusiones posibles sobre prácticas y estéticas para liberarnos juntas
del colonialismo patriarcal vigente 197
Negación de la historia propia y racismo 198
Coexistencia de escenarios políticos diversos y patriarcado 201
Dualidad y feminismos 203
Formas de los feminismos indígenas 206
Identidades feministas al centro de un debate en Guatemala 210
El racismo de la sociedad hegemónica y las mujeres indígenas 220
Todas sufrimos el racismo, también quienes gozamos de privilegios por él 229
Acercándonos juntas a una definición del racismo como mujeres 230
Racismo y sexismo 233
La naturalización del racismo y del sexismo. Procesos de imposición
y resistencias 235
La naturalización de la complementariedad de los sexos 236
Nada menos natural que el sexo. Consecuencias del colonialismo
en el presente de las mujeres de Abya Yala 240
El cuerpo como lugar social 244

Bibliografía 247
Libros 247
Revistas, artículos, documentos, conferencias, tesis, catálogos y folletos 262

“La regulación del delito de Femicidio/Feminicido en América Latina y el Caribe”. 2014

Te invitamos a descargar la publicación “La regulación del delito de Femicidio/Feminicido en América Latina y el Caribe” http://bit.ly/1d7EjAN

«Esta publicación busca contribuir a que la legislación sustantiva y procesal aprobada, y la institucionalidad especializada para investigar, perseguir y juzgar el asesinato de mujeres no solo elimine la impunidad de estos hechos sino que incida en su contención y prevención.»

¡Difunde

http://www.un.org/es/women/endviolence/pdf/reg_del_femicicidio.pdf

México: Migración y trata disparan feminicidio en Juárez . 2014

 enero 14, 2014

 Lizbeth Ortiz Acevedo

Cimacnoticias Las redes criminales ahora tienen en la mira a mujeres vulnerables y violentadas, provenientes de otros estados del país o de naciones centroamericanas.
El aumento de la migración femenina y el auge del delito de trata de personas han recrudecido los asesinatos y desapariciones de mujeres en Ciudad Juárez, Chihuahua, urbe emblemática desde hace 20 años del flagelo imparable del feminicidio en México.
Lejos de decrecer, los homicidios por razones de género en la localidad fronteriza van al alza y ahora, según datos oficiales y la opinión de activistas, los feminicidas tienen como principales víctimas a mujeres migrantes –tanto de otros estados del país como provenientes de Centroamérica–, quienes son más vulnerables al no contar con redes familiares o sociales de apoyo.
La coordinadora de la Red Mesa de Mujeres de Ciudad Juárez, Imelda Marrufo, advierte que de los 60 cadáveres de mujeres localizados en el predio conocido como Arroyo del Navajo en Valle de Juárez, en 2012, 13 restos han sido identificados y se ha informado que la víctimas no eran originarias de Chihuahua, sino que llegaron a establecerse a la ciudad fronteriza.

“La relación entre migrantes y trata de personas en estos casos no es coincidencia, debido a que estas mujeres que provienen de otros estados o países y que viajan en condiciones de vulnerabilidad son el perfil que buscan estas bandas, ya que fácilmente pueden ser capturadas y no hay quien las reclame”, explica en entrevista.

Marrufo agrega que algunas de las víctimas contaban con reportes de desaparición desde hace cuatro años, lo que generó nuevamente alarma y la atención de los organismos de Derechos Humanos para saber qué sucedía en términos de políticas públicas y prevención contra el feminicidio, a dos décadas de la ola de violencia de género en Ciudad Juárez.

La activista observa un posible nexo entre los casos de Arroyo del Navajo con el delito de trata de personas, ya que familiares de las víctimas entregaron información en ese sentido a la Fiscalía Especializada en Atención a Mujeres Víctimas del Delito por Razones de Género, del estado de Chihuahua.

ASESINATOS EN INCREMENTO

Según el estudio “Comportamiento espacial y temporal de tres casos paradigmáticos de violencia en Ciudad Juárez, Chihuahua, México: el feminicidio, el homicidio y la desaparición forzada de niñas y mujeres (1993-2013)”, elaborado por el Colegio de la Frontera Norte (Colef), en esta entidad se registraron en ese periodo mil 441 asesinatos de mujeres y niñas.

Además la investigación detalla que mientras de 1993 a 2007 el promedio de asesinatos por año era de 33.4, éste aumentó a 187 por año de 2008 a 2012, lo que representa un incremento de 560 por ciento en el número de delitos registrados en décadas anteriores.

En 14 años, de 1993 a 2007, se registraron 501 homicidios de mujeres, pero de 2008 a abril de 2013, en sólo seis años, la cifra ascendió a 940 casos.

El mismo reporte del Colef menciona que a raíz de la militarización en Juárez entre 2008 y 2010, los asesinatos de mujeres y las desapariciones forzadas llegaron a cifras más elevadas que las registradas en décadas previas; no obstante –según el estudio– los casos no se consideraron crímenes de género y se clasificaron como “daños colaterales” de los enfrentamientos entre los cárteles de la droga y las fuerzas militares.

MUJERES MIGRANTES

Marrufo explica que a la urbe fronteriza han llegado mujeres provenientes principalmente de Oaxaca, Chiapas y Veracruz, quienes se emplean en las maquiladoras, como meseras en fondas o restaurantes, en el servicio de limpieza o “en lo que se pueda”.

Ellas llegan en “condiciones terribles”, ya que en sus trayectos vivieron “un cúmulo de vejaciones, jugándose la vida, siendo abusadas y violadas” por policías o por sus mismos compañeros de viaje.

Cristal, oaxaqueña de 28 años, cuenta a Cimacnoticias que llegó a Juárez junto con su familia hace 10 años. Ella vende dulces a los automovilistas que hacen largas filas para ingresar a Estados Unidos por el puente internacional conocido como Paso del Norte.

Comenta que eligió ese trabajo que le aporta en “un día bueno” hasta 60 pesos, en lugar de emplearse en la industria maquiladora porque prefiere su “autonomía”.

Esta mujer de origen mixteco platica que en Ciudad Juárez se casó y ahora tiene dos hijos de cinco y tres años, a quienes sostiene económicamente, aunque aclara que ella emigra constantemente a otras ciudades como Aguascalientes, Monterrey o Guadalajara, en aras de encontrar sustento y alimento para su familia.
 

Publicado por Género con Clase

Para México es “normal” la violencia de género. 2014

Para México es “normal” la violencia de género; 7 de cada 100 mujeres son obligadas a tener relaciones sexuales Por: Shaila Rosagel – enero 13 de 2014 – 0:03 Causas, De revista, México,    La última Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares 2011 dice que en México 46.1 por ciento de las mujeres de 15 años y más sufrió algún incidente de violencia por parte de su pareja. Foto: Cuartoscuro Ciudad de México, 13 de enero (SinEmbargo).–

Las mujeres mexicanas sufren por violencia de género porque las autoridades son incapaces de trabajar con bases mínimas para actuar coordinadamente cuando una mujer es violentada, dijo Rodolfo Domínguez, abogado especialista en violencia de género.

Lo mismo sucede con un Ministerio Público que con un médico del Sistema de Salud o un trabajador social: ninguno de ellos realiza un trabajo coordinado cuando se trata de hacer justicia a una mujer golpeada, violada, desaparecida o víctima de un feminicidio, afirmó.

“No se trata de protocolos, se trata de contar con bases mínimas, de una atención especial en el momento de las diligencias. Es un tema de atención, de política pública”, dijo. El especialista explicó que a su vez, la sociedad mexicana acepta la violencia de género como algo “normal” dentro de la vida cotidiana. “Tenemos que entender que vivimos en una sociedad patriarcal, donde la violencia es un mecanismo de control y sometimiento.

Las mujeres por el hecho de nacer sufren en una sociedad que las violenta”, dijo. Las estadísticas son demoledoras. De acuerdo con la última Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares 2011 (ENDIREH 2011), en México 46.1 por ciento de las mujeres de 15 años y más sufrió algún incidente de violencia por parte de su pareja (esposo o pareja, ex-esposo o ex-pareja o novio).

En cuanto a la violencia emocional, cuatro de cada 10 mujeres en el país fueron “humilladas, menospreciadas, encerradas, destruido sus cosas o del hogar, vigiladas, amenazadas con irse la pareja, correrlas de la casa o quitarle a sus hijos, amenazadas con algún arma o con matarlas o matarse la pareja”, dice la encuesta.

En relación a la violencia física, a 13 de cada 100 mujeres en México su pareja la golpeó, amarró, pateó, trató de ahorcar, asfixiar y agredió con un arma y a siete de cada 100 mujeres sus parejas las obligaron a sostener relaciones sexuales. “La violencia en contra de la mujer se está naturalizando más, se está sistematizando.

Se requiere atacar de fondo porque estamos viviendo una situación de emergencia, estamos al límite y solo estamos tapando el pozo, solo reaccionamos, no estamos previniendo”, dijo.

ESTADOS “TOP” EN VIOLENCIA, SIN ALERTA Según la ENDIREH 2011, el estado con mayor prevalencia de violencia de pareja es el Estado de México con 56.9 por ciento.

A la entidad le siguen Nayarit y Sonora con 53.7 por ciento respectivamente; Distrito Federal, 51.9 por ciento y Colima, 50.2.

El Estado de México no sólo es el número uno en este tipo de violencia, sino también en mujeres asesinadas pues entre 2011 y 2012 fueron asesinadas en la entidad 563 mujeres.

De ellas, 115 se catalogaron como feminicidios y dentro de esta categoría, 60% fueron encontradas en la vía pública: baldíos, zanjas y monte. Sin embargo y a pesar de que la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos (Cmdpdh) y el Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio solicitaron lanzar una “alerta de género” en Edomex, el Sistema Nacional para Prevenir Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (SNPASEVM), se negó a hacerlo con una votación de 33 en contra y solo tres a favor. En 2011, el Sistema rechazó la petición y ante la negativa, las ONGs se ampararon y un juzgado federal declaró la nulidad de la decisión y obligó al Sistema a reconsiderar y sustentar su decisión.

Cuando se solicitó la Alerta, entre 2005 y 2011 sumaban 922 los asesinatos contra mujeres en esa parte del país y en más de 55% de los casos se desconocían la relación de la víctima con el victimario. Según cifras dadas a conocer por Comité de las Naciones Unidas para la Eliminación de la discriminación contra las Mujeres (CEDAW) en México seis mujeres mueren al día por crímenes de violencia extrema. En los últimos seis años han muerto en el país más de mil 500 mujeres, 60 por ciento de ellas fueron encontradas en la vía pública y 40 por ciento murieron en sus hogares a manos de sus parejas, esposos o concubinos. A la fecha se han rechazado también las alertas en los estados de Chihuahua, Oaxaca, Guanajuato, Nuevo León e Hidalgo.

En septiembre del año pasado causó conmoción el caso de la guanajuatense María Luz Salcedo, conocida como “Lucero”, quien fue golpeada salvajemente por un hombre en un intento de violación y después revictimizada por las autoridades. La panista Flor Pedraza Aguilera, integrante de las comisiones Ordinaria de Igualdad de Género y de la Especial de Feminicidios en la Cámara de Diputados, aceptó que este caso no es el único donde el Estado actúa bajo esas características. “El caso de María de la Luz es muy lamentable y uno en el cual tuvo el valor de denunciar lo que le pasó, cosa que es de reconocerse. Pero lo que le pasó a María de la Luz pasa todos los días en muchísimos estados de la República, en muchísimos municipios y las mujeres no denuncian porque les da miedo, porque les da pena. Entonces tenemos que ver este caso como un caso de valentía, el de María Luz. Pero que debe de preocuparnos no solamente en Guanajuato sino en toda la República Mexicana”, dijo la Legisladora.

Este contenido ha sido publicado originalmente por SINEMBARGO.MX en la siguiente dirección: http://www.sinembargo.mx/13-01-2014/870762?utm_source=hoy+en+dh&utm_campaign=530d608977-Monitoreo_del_30_de_agosto_de_20134_1_2013&utm_medium=email&utm_term=0_58473853f8-530d608977-36085625. Si está pensando en usarlo, debe considerar que está protegido por la Ley. Si lo cita, diga la fuente y haga un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido. SINEMBARGO.MX